martes, 27 de enero de 2015

el operativo sol esta nublado

El Operativo Sol será sin precedentes en cuanto a despliegue logístico y de recursos humanos”, señaló a la prensa  a principios de diciembre del pasado año el gobernador bonaerense Daniel Scioli. Sin embargo, y más allá del énfasis que la administración naranja pone al momento de exaltar los resultados del mencionado operativo estival, subyacen algunas cuestiones que han hecho elevar en los últimos días el nivel de malestar de varios efectivos de la fuerza.
Uno de ellos tiene que ver con una problemática de larga de data pero que se ha puesto de manifiesto con mayor nitidez recientemente: el mal estado de buena parte del parque automotor policiaco.
Conocidos fueron los trastornos ocasionados en varios puntos del territorio bonaerense (fundamentalmente el conurbano) a partir de la redistribución de vehículos que se tuvo que hacer para destinar a los nuevos Comandos de Prevención Comunitaria, sin alcanzar las camionetas adquiridas por el Ejecutivo provincial el pasado año para que la capacidad operativa de la totalidad de los efectivos sea respaldada con patrulleros en óptimas condiciones.
Un ejemplo concreto de los padecimientos con los que el personal de la fuerza tiene que lidiar cotidianamente en materia de vehículos se puede advertir en la fotografía que acompaña esta nota y en la que se observan a varios integrantes de la Dirección de Infantería, sede La Plata, empujando un añejo colectivo de la fuerza que se ha quedado sin respuesta al momento de retornar de la ciudad de Mar del Plata, donde el mencionado personal con asiento en la capital provincial se tuvo que trasladar para formar parte de los operativos montados durante cada partido de fútbol veraniego realizado en “La Feliz”, entre ellos el River-Boca del último sábado.
“No se mató nadie por el estado crítico de los móviles porque Dios se ha apiadado”, subrayaron fuentes confiables a los medios , al momento de relatar la odisea de tener que viajar cientos de kilómetros en un vehículo en pésimas condiciones.
CoRes:
 Te doy por un lado, te quito del otro
Hacia fines de 2014, los integrantes de la fuerza recibieron una noticia que los dejó boquiabiertos de felicidad: el valor de las horas CoRes pasaba de 21 a 40 pesos. La información no la podía tomar de mejor forma, ya que era considerada como un espaldarazo y una respuesta a un aspecto importante de sus demandas.
No obstante, faltaba un asterisco a este anuncio, el cual fue revelado al comienzo del presente año y generando un efecto absolutamente contrario a la felicidad surgida en diciembre. Sucede que días atrás se detalló oficialmente al personal que el cupo de horas CoRes que podían realizar por mes se disminuía a la mitad. Traducción: el aumento a casi el doble en el monto de horas extras se esfuma con el recorte a la mitad del cupo mensual.
Sin dudas, esto encendió la mecha de la discordia entre los efectivos, quienes, además de padecer cuestiones como la mencionada problemática en el parque automotor, se ven engañados por un aumento que resultó no ser tal. Por esto, varios ya han empezado a manifestar su malestar en voz más alta que la habitual.


No hay comentarios: