martes, 16 de junio de 2015

larga distancia con aumento

En las vísperas de las vacaciones de invierno, el Gobierno autorizó a las empresas de micros de larga distancia a aplicar desde el viernes pasado un incremento de casi 10% en las tarifas del sector,
en una medida que busca solventar la suba salarial de los colectiveros que se definirá en las próximas semanas.
El ajuste tarifario fue autorizado a través de la resolución 926/15 publicada el viernes en el Boletín Oficial con la firma del secretario de Transporte y candidato a vicegobernador de la provincia de Santa Fe por el Frente para el Victoria (FpV), Alejandro Ramos, y establece una suba promedio del 9,4% en los pasajes, al elevar la denominada "banda tarifaria de aplicación" (BTA) de $0,74481 por kilómetro a $0,7768 por kilómetro.
La actualización de la tarifa había sido reclamada por las compañías de ómnibus que brindan los servicios interurbanos en abril para poder cubrir los mayores costos operativos que se registran desde principios de año.
Desde las compañías propietarias de ómnibus de larga distancia advirtieron acerca de las dificultades para hacer frente al aumento salarial reclamado por el gremio y señalaron que la suba de las tarifas viene a “compensar” el pago de la suma fija de $ 1500 que el sector abona a su personal desde febrero pasado.
El gremio de los choferes liderado por Roberto Fernández reclama una suba mínima del 32% que las empresas ya han rechazado. Ante la falta de acuerdo, el Gobierno dictó una conciliación obligatoria que vence la próxima semana.


No hay comentarios: