viernes, 3 de julio de 2015

a por marcos

Caída la posibilidad de contratar a Guillermo Burdisso, Estudiantes activó una alternativa para sumar a un jugador en la zaga central. Se trata ni más ni menos que de Marcos Angeleri, por quien restaba el visto bueno de Gabriel Milito para iniciar una negociación concreta con el Málaga de España. En efecto, jugador viajó a Europa con una oferta de Estudiantes
para intentar destrabar su salida anticipada, ya que todavía tiene doce meses más de vinculación en el club español, que a su vez quiere retenerlo y le ofreció renovar el vínculo.
Cabe recordar que Angeleri había estado en el Country de City Bell durante la primera semana de junio acompañado por Agustín Piki Russo. Justo el mismo dirigente que el martes secundó a José Sosa en la reunión con Alayes y Verón en la cual se acordaron los términos de su contrato personal con el club por una temporada.
Al parecer, el rendimiento de la defensa en los amistosos contra Estudiantes de San Luis y Villa San Carlos terminó inclinando la balanza para contratar a un defensor central, que a su vez pueda jugar de lateral. Tanto es así que en el segundo tiempo contra el conjunto de Berisso, Milito volvió a probar con Leonardo Jara al lado de Desábato, disconforme con el desempeño de Shunke y la nueva lesión de Sebastián Domínguez.
En las últimas horas, ante el interés de Matías Aguirregaray por dejar Estudiantes, la posibilidad de Marcos Angeleri pueda volver al club encaja por todos lados. Por un lado, el jugador podría adaptarse a ser una alternativa a Domínguez o Schunke en la zaga, pero al mismo tiempo puede jugar de marcador lateral, tal cual su posición original. En cualquiera de las dos funciones le daría salida rápida al juego que pregona el nuevo cuerpo técnico.


No hay comentarios: