lunes, 11 de enero de 2016

el garka reclama lo que el hiso

Cuando asumió en el año 2007, el ex intendente Pablo Bruera tomó la decisión de no renovar 1.500 contratos de personal municipal. “No puede pagar un sueldo a quien no trabaja”, dijo en ese momento, sin embargo ahora reclama que Julio Garro le siga pagando a sus ñoquis y contratos políticos.
A través de un comunicado de prensa, emitido por el ex intendente Bruera en 2007, se justificó la baja de personal mensualizado de la municipalidad de La Plata. La misma medida que tomó el actual Jefe Comunal, Julio Garro, al asumir y constatar que había contratados que eran ñoquis.
En dicho momento, Bruera justificó la decisión al remarcar que “se dispuso la baja de los contratos de quienes, según el censo que realizamos, que se hizo a través de los directores y jefes de departamento de cada área, quienes informaron sobre el personal que trabaja en cada lugar”.
A pesar de haber avalado en su momento esta medida, el ahora ex intendente cuestiona la decisión de Julio Garro de haber cesanteado a los trabajadores y a quienes sin contar con presentismo, cobraban sueldos onerosos de las arcas del Municipio.
En esta ocasión, según informó el Secretario General de la Municipalidad, Javier Mor Roig, “de los 4590 cargos temporarios, detectamos que hay 2500 contratos entre funcionarios políticos y gente de papel. Eso tiene un costo muy grande para el municipio”.
Detalló que “son más de 15 millones de pesos por mes que el municipio podría destinar a obras y servicios para pagar políticas públicas que den servicios y calidad de vida a los vecinos de nuestra ciudad”.

No hay comentarios: