miércoles, 3 de noviembre de 2010

de luto

Hacía 5 años que esta mujer había perdido a su marido y todavía seguía de luto como si fuese ayer.
En esos cinco años no salió con ningún hombre hasta que su hija le pidió que por favor saliera con alguien para que se distrajera.
Un día decide hacerle caso a la hija pero ella no conocía a nadie.
Así que la hija le presenta a este tipo. Bueno inmediatamente de conocerse se cayeron muy bien y después de 6 meses saliendo, el tipo
la invita a pasarse el fin de semana con él y ella acepta.
Llega el sábado y se van a un lugar romántico. El tipo la lleva a pasear y la atiende muy bien. Ella queda encantada pero resulta que cuando llega la noche se van al hotel. Ahí él empieza acariciarla y a quitarle la ropa.
Ella le dice:
- ¡Déjame ponerme cómoda.¡ Y se va al baño. Cuando sale, sale toda desnuda excepto con unos pantis negros.
El le pregunta:
¿Y por qué te quedaste con los pantis?
A lo que ella contesta:
- Mis pechos puedes acariciar, mi cuerpo lo puedes explorar Pero aquí abajo no lo puedes tocar, estoy de luto.
- Bueno- El tipo pensó, a lo mejor es prematuro. Mejor me Espero a mañana.
Al día siguiente pasa lo mismo y el tipo, al ver que Ya se le estaba acabando el fin de semana, le dice:
- Me voy a poner cómodo. Cuando sale del baño, el tipo sale Todo excitado con un condón negro. Ella curiosa le pregunta:
- ¿Y por qué tienes ese condón negro?
A lo que él le contesta:
- Porque esta noche quiero compartir tu dolor, ¡te voy a dar El pésame!

1 comentario:

Penelope dijo...

jajajajajajajaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa