sábado, 28 de noviembre de 2015

la desidia del garka

La desidia y las marcas del abandono que rodean a la gestión del garka de  Bruera han generado un panorama desolador en el Parque Saavedra de La Plata, donde los botes inaugurados meses antes de las elecciones, ya se encuentran abandonados y hasta se hunden en el lago.
El reconocido espacio está sumergido en el abandono desde la semana posterior a las elecciones del 25 de octubre pasado, donde vecinos del Parque, comerciantes y lugareños comenzaron a reclamar al intendente comunal que se ocupe de sanear la zona y proteger el patrimonio municipal.
En septiembre del año pasado se culminó una etapa de importantes obras en el Parque Saavedra, no obstante la semana siguiente al 25 de octubre de este año desaparecieron los operarios municipales, y también los funcionarios que solían pasar habitualmente por el lugar.
En estos momentos, no hay cuidadores, no se sabe si funciona la cámara de seguridad, no hay funcionamiento de los paseos, y el lago está plagado de basura, bajo nivel de agua y hasta objetos cortantes por todos lados
Además, un signo de posibles accidentes mortales lo constituyen las columnas de iluminación que tienen sus cables y llaves al descubierto.
Los vecinos están indignados. A media tarde suelen juntarse, ya no como hace un mes atrás para hablar de lo bueno que estuvo tal o cual muestra o espectáculo en el lugar, sino que ahora, vuelven a reclamar por el pastizal de 50 centímetros existente en la parte cerrada.
Por si ello fuera poco, las rejas que desaparecieron últimamente, las luces que faltan, el personal que no está más, las pérdidas de agua, y obviamente por el mal estado del lago y los potenciales peligros de accidente energético.

No hay comentarios: